Ya estamos en temporada de uno de mis pescados favoritos: el bonito del Norte. Todavía vemos en los pueblos de alrededor, como Getaria, que se pesca de forma artesanal, de uno en uno. Esto lo hace más accesible y tengo la posibilidad de comprarlo cerquita y a muy buen precio. Vamos, yo no lo veo porque no soy de madrugar y menos en mis días libres, pero creedme que es así.

Esta receta se la vi hacer a Ander González, cocinero del restaurante Astelena 1997 de la Parte Vieja de Donostia (Gipuzkoa). Me pareció muy sencilla y no esperaba que fuese una maravilla, pero la verdad es que me puse a prepararla en casa y me sorprendió la combinación. A veces, sencillo y bueno van de la mano.

Asi que si eres vago, pero vago vago, ésta es tu receta. Olvídate de tener que cenar una lata de mejillones, y rascar el final del bote de Nutella de postre, porque en 15-20 minutitos tienes el plato listo. Y si ya te pones en plan buen hijo, se lo haces a tu madre el fin de semana. Así, por lo menos verá que estuvo sirvió de algo estar durante años cambiando pañales y ahorrando para tu universidad.

Print Recipe

Tiempo elaboración:

20 minutos
Ingredientes
personas
Elaboración
  1. Limpiamos el bonito y lo cortamos en unos dados de 5x3 cm. aproximadamente.
  2. Pelamos el tomate y lo cortamos en rodajas. También limpiamos las piparras.
  3. Hacemos una vinagreta en la que la proporción sea mitad de vinagre de Módena y la otra mitad aceite de oliva virgen extra.
  4. En la plancha, con poco aceite y un poco de sal, ponemos las rodajas de tomate. Las hacemos poco para que no queden muy blandas, pero tampoco crudas. Las sacamos y reservamos.
  5. Freímos las piparras unos minutos en aceite y con un poco de sal. Que queden blanditas, pero no en exceso. Las sacamos del fuego y dejamos escurriendo sobre papel secante.
  6. Salamos un poco el bonito y lo freímos, a fuego fuerte, con un poco de aceite de las propias piparras. Lo doramos por todos sus lados. A mi me gusta algo crudo por dentro, aunque se puede hacer más, si así lo quieres. Eso sí, no lo dejes eternamente, que se te quedará seco!
  7. Emplatamos poniendo primero unas rodajas de tomate en la base. Por encima, los tacos de bonito cortados por la mitad y para acabar, unas cuantas piparras y la vinagreta al gusto.
Trucos y Consejos

La piparra es un tipo de guindilla suave y poco picante que se cultiva en el País Vasco. Se puede sustituir por guindilla o un tipo de pimiento similar y poco picante.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

*